Alrededor del 30% de las mujeres sufren de ciática durante el embarazo. Es un dolor en la parte baja de la espalda que en la mayoría de los casos aparece a partir del segundo trimestre de gestación y persiste durante el tercero.

La ciática se produce al inflamarse el nervio CIÁTICO, el nervio más largo y ancho del cuerpo. Comienza en la pelvis, continua por la parte trasera de los muslos y se ramifica detrás de las rodillas llegando hasta los pies.

Son varios los factores que se dan en el embarazo para que la mujer padezca de ciática, un dolor intenso y bastante molesto en la zona lumbar. Es un dolor muy característico. Suele ocasionar un dolor referido a la pierna, ya que comienza en la parte baja de la espalda y se extiende por la parte trasera de la pierna hasta el pie.

El nervio ciático es un nervio especialmente vulnerable a la presión. Por eso la sobrecarga de peso que se produce durante el embarazo ocasiona dolor en el nervio. A medida que el útero crece, los nervios espinales que alimentan el nervio ciático en la parte baja de la espalda se comprimen e irritan.

Practicar ejercicio moderado: hemos comentado miles de veces los beneficios de realizar actividades físicas moderadas durante el embarazo. Prácticas como la caminata, la natación o el yoga contribuyen a reforzar los músculos previniendo la relajación de la musculatura abdominal y el sedentarismo. Ambos son factores que aumentan el riesgo de que el dolor aparezca o persista por más tiempo.Si el dolor es muy fuerte, se pueden tomar complementos a base de vitaminas del grupo B, que refuerzan los nervios, o bien a base de magnesio, de acción miorrelajante. En los casos más agudos, se puede recurrir a un anti inflamatorio, pero sólo bajo prescripción médica.

Resultado de imagen de ciatica embarazadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba
Elige

Tu Centro Ecobaby